Archivos para julio 20, 2011


La Orden Negra

Himmler, impulsor del Holocausto, creó el ejército místico pagano del Tercer Reich

Hacia el final de la guerra,Heinrich Himmler encargó la fabricación de un grupo bélico ligado al ocultismo y la esotería.

20 de julio de 2011, ALEMANIA

En 1925, Heinrich Himmler, uno de los personajes más cercanos a Hitler, creó  un cuerpo de guardias personales cuyo principal cometido era proteger al futuro dictador alemán. Con el tiempo, la conocida como Orden Negra sería una de las fuerzas más siniestras y misteriosas del Tercer Reich, cuyos ritos, prácticas ocultistas  y extravagantes creencias conducirían inexorablemente a Europa hacia la destrucción.

Para crear su cuerpo de élite, con el que soñaba instaurar un orden racial en una nueva Europa pagana, Heinrich Himmler se inspiró en la antigua Orden medieval de los Caballeros Teutónicos o Deutsche Ritterorden, fundada por Heinrich Walpot von Bassenheim en el año 1198.

Asimismo, el llamado “mago negro”  tomó como modelo formativo los Ejercicios Espirituales de San Ignacio de Loyola  para los ejercicios de introspección de sus caballeros negros de más alta graduación, que realizarían sus ritos en el castillos de Wewelsburg, en Westfalia, una especie de Vaticano de las SS que se convirtió en el bastión místico y en el museo personal del Reichsführer.

Hasta los últimos momentos de su vida, cuando fue acorralado por las fuerzas aliadas, Himmler estuvo obsesionado por los objetos de poder, la raza aria y el pasado mítico germano.

 RÁPIDO CRECIMIENTO
En mayo de 1944, la Orden Negra era imparable, las SS habían llegado a ejercer un dominio absoluto en todo el Reich, hasta el punto de que trescientas de las mil doscientas personalidades de Alemania, entre ellas industriales y financieros, formaban parte de la siniestra organización.

Una vez que consolidó su poder en 1934, en plena ebullición del poderío nazi, Himmler, que ya controlaba la temible Gestapo y que acabaría al frente de la R.S.H.A. u Oficina Central de Seguridad del Reich e incluso siendo Ministro del Interior, dio rienda suelta a sus obsesiones medievales y al pasado mítico alemán.

A través de las instrucciones de su consejero, Karl Maria Wiligut, una especie de místico conocido como “el Rasputín nazi”, creó una especie de instituto de investigación, la Ahnenerbe o “Sociedad Herencia de los Ancestros”, a través del cual enviaría a expertos en diferentes campos por todo el mundo tras los vestigios de la raza aria ancestral, su principal obsesión vital junto a los objetos de poder como el Grial o el Martillo de Thor.

 EN LA PISTA DEL GRIAL
Friedrich Hielscher fue el responsable del departamento de los estudios estrictamente esotéricos dentro de la Sociedad Herencia Ancestral, encargados de la búsqueda de dichos objetos. El medievalista alemán Otto Rahn, miembro de la Orden Negra, siguió la pista del Grial en el Languedoc francés y el propio Himmler visitó la abadía catalana de Montserrat con la intención de encontrarlo. Pero antes de pisar tierras barcelonesas, en uno de los episodios más singulares del nazismo en España, el Reichsführer realizó un viaje por nuestro país que le llevó entre otras provincias a Segovia, Toledo y Madrid. En la capital el desfile de guardias negros dejó una siniestra imagen para la historia: Himmler y sus hombres descendieron de un tren en la Estación del Norte -actualmente Príncipe Pío- siendo recibidos por la Falange y las fuerzas más representativas de la España franquista, entre ellas Ramón Serrano Súñer, entonces Ministro de Asuntos Exteriores y el mayor germanófilo del gobierno español.

Se sabe que hacia el final de la guerra, Himmler encargó a una empresa al servicio de las SS que fabricara una especie de arma milagrosa basada en la electricidad e inspirada en el Martillo de Thor de los antiguos germanos. Aquello fue un imposible y ningún artilugio maravilloso pudo salvar a Himmler y a su Orden Negra de soldados criminales, de su funesto final.

Fuentes: CADENA SER

© Protestante Digital 2011


Por Jorge Magallon|Corresponsal de Christian Post

En Estocolmo, Suecia, existe un jardín de niños que supone promover la libertad de género donde no existe un estereotipo de Hombre ó mujer, sino la libertad de decidir desde temprana edad la orientación sexual propia; desde luego las protestas por la ética del colegio han despertado puntos de vista conflictivos.

La nota editada por ACIprensa.com destaca que la escuela es totalmente radical al dejar elegir a los niños su orientación sexual a tal grado de no referirse a ellos por medio de los pronombres el ó la, sino que han sustituido éstos por el pronombre finlandés “hen” que es neutro, por lo tanto es usado para referirse tanto a un hombre como a una mujer.

Desde luego, los parámetros indicados por la sociedad para definir la orientación sexual son para los hombres, aptitudes bruscas de machismo y extrovertidos y para las mujeres, bonitas, sensibles y gentiles, más sin embargo para el Jardín de niños Egalia estos parámetros no existen porque “todo es neutro”.

Las personas que frecuentan este lugar en su mayoría son Homosexuales, según informa la agencia, y son más de 200 personas las que esperan una plaza dentro del “asexuado” jardín escolar.

Por otro lado, la psiquiatra Maíta García Trovato declaró que las medidas reglamentarias y éticas de la organización Escolar son erradas y absurdas, y a su vez podrían representar un maltrato infantil ya que se les trata como un experimento Social, lo cual repudió.

La psiquiatra indicó, “El intento de introducir la ideoligía de género desde los primeros años de vida es una de las estrategias diseñadas por los promotores de la misma. El afán de lucha contra los estereotipos olvidan cosas tan obvias como la diferencia sexual que hace la complementariedad de dos personas y las lleva a formar un bien que todas las sociedades protegen por ser el hábitat del ser humano: la familia”.

En cuanto a la decisión escolar de permitir que el niño o niña escoja desde temprana edad su sexualidad, la psiquiatra describió, “es un despropósito y lo único que se conseguiría es negar una identidad a la que todos tenemos derecho desde que tomamos conciencia de quienes somos: la identidad sexual”.

La Doctora explica que nuestra orientación sexual es definida primordialmente antes que todas las convicciones íntimas y refiere, “¿ por qué desestimarla? ¿Por qué despertar en los niños inseguridad en este aspecto tan importante para su vida? ¿ Con qué propósito? ¿ Qué clase de sociedad se busca? Ademas y no menos grave ¿es lícito utilizar a los pequeños para experimentos sociales?”.

Por último, recalcó la necesidad de mostrar interés por la integridad emocional, moral, mental y física de los niños, porque el descuidar estos temas pueden llegar a cambiar la vida de cualquier ser humano que en su crecimiento errado y descuidado en éstos.

http://spanish.christianpost.com