EEUU: El autor de la matanza del templo sij de Wisconsin era un veterano de guerra

Publicado: agosto 6, 2012 en Noticias

 

 Washington

Las autoridades norteamericanas han identificado al autor de la matanza perpetrada este domingo en un templo sij de Wisconsin como Wade Michael Page, de 40 años y veterano del Ejército de Estados Unidos. Page, que resultó muerto tras un enfrentamiento con la policía, asesinó a seis personas e hirió a otras tres después de adentrarse en el recinto durante el rezo.

Diversos medios, citando fuentes de la investigación, aseguran que se trata de un supremacista blanco y que tenía un tatuaje con motivos del 11-S. La cadena de televisión ABC News afirma que Page fue expulsado del Ejército con deshonor después de servir entre 1992 y 1998. Durante ese período, además, fue degradado de sargento a especialista y separado de las actividades militares.

El Centro Southern Poverty Law, especializado en crímenes raciales, aseguró en un comunicado que investigaban a Page desde el año 2000, cuando intentó adquirir material del grupo supremacista Alianza Nacional y que es un neonazi que lideró el grupo racista conocido como End Apathy.

El ataque al templo sij tuvo lugar en la localidad de Oak Creek, al sur de Milwaukee, cerca de las 10.30 de la mañana, hora local, cuando numerosas familias se congregaban en el centro. Uno de los testigos, Ven Boba Ri, declaró al diario local The Milwaukee Journal Sentinel que desconocían los motivos del asaltante. “No tenemos ni idea, se trata básicamente de un crimen racista. No es un miembro de la comunidad”. Ri, que se encontraba dentro del templo cuando fue atacado, aseguró que el asesino disparó primero contra un religioso que estaba fuera del inmueble y luego entró apuntando indiscriminadamente. Entre las víctimas hay cinco hombres y una mujer de edades entre 39 y 84 años.

La policía local colabora con el FBI para esclarecer lo sucedido, así como los posibles motivos del asaltante y, según confirmaron el domingo por la noche, podrían tratar el incidente como un caso de “terrorismo doméstico”. “La investigación sigue activa y todavía se encuentra en sus fases iniciales. Mientras que el FBI considera que puede tratarse de un caso de terrorismo doméstico, todavía no se ha determinado el motivo”, afirmó la agente Teresa Carlson, responsable de la división del FBI de Milwaukee, en un comunicado. “También estamos buscando si tiene vínculos con grupos supremacistas, pero no le habíamos investigado hasta ahora”, añadió Carlson.

Darshan Dhaliwal, líder del templo Sig, declaró al Sentinel que una veintena de mujeres y entre cinco y diez niños se encontraban en el sótano, preparando comida para todas las familias, cuando el asaltante irrumpió en el templo. Algunos de ellos se refugiaron en armarios y baños del edificio y se comunicaron con familiares fuera del templo a través de mensajes de texto.

Varios testigos relataron que el autor de los disparos abrió fuego contra un religioso que se encontraba en las inmediaciones del templo y que, ya dentro del edificio, asesinó a cuatro personas. “No dijo nada, empezó a disparar directamente”, afirmó Harpreet Singh, citando las palabras de su tía, que se encontraba dentro del templo.

El asaltante se enfrentó también al primer policía que respondió a las llamadas de emergencia, un agente con dos décadas de experiencia y que, tras recibir ocho impactos de bala, acabó con la vida del asaltante. El policía, identificado como Brian Murphy, está en condición crítica pero se espera que sobreviva. Otros tres heridos fueron trasladados a hospitales cercanos después de recibir disparos en la cara, el cuello y el abdomen y el pecho, respectivamente.

Entre las víctimas está el presidente del templo, identificado como Satwant Kaleka, y que falleció por los disparos que recibió al intentar impedir el avance del asaltante. “Por lo que sabemos, peleó hasta el final para derribar al tirador”, afirmó su sobrino a la cadena de televisión CNN.

Las autoridades han confirmado que recuperaron dos armas semiautomáticas que pertenecerían al asaltante y que éste habría obtenido de manera legal. Durante la noche del domingo también procedieron al registro de una vivienda en un barrio de Milwaukee y que puede ser la residencia del asesino.

El presidente Obama emitió un comunicado este domingo en el que mostraba su solidaridad con las víctimas y recordaba “cuánto ha enriquecido nuestro país la comunidad Sij como parte de la gran familia americana”. En EE UU viven unos 500.000 sijs, y cerca de 3.000 familias residen en Wisconsin. La comunidad sij ha sufrido varios ataques en los últimos años tras ser confundidos con musulmanes, especialmente después de los atentados del 11 de septiembre de 2001.

http://internacional.elpais.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s